Filosofía

Filosofía medieval

La filosofía medieval es un tipo de filosofía que es interpretada de forma convencional como la filosofía de Europa occidental que se dio entre el declive de la cultura pagana clásica y el Renacimiento, en lo que se llamó el periodo medieval o la Edad Media, cuya nación se introdujo durante el siglo XV. Un tema sumamente amplio no se puede cubrir en detalle rápidamente, y que necesita mucho tiempo y lectura para poder entender de lleno.

Filosofía medieval

Temas relacionados

Filosofía moderna

¿Qué es la filosofía medieval?

La filosofía medieval fue un tipo de filosofía que nació cuando la cultura griega y romana empezó a decaer y empezaron a surgir nuevas culturas cuyas filosofías se inspiraron en la antigüedad para dar respuestas culturales y religiosas.

En qué consiste

La filosofía medieval consistió en una filosofía que se desarrolló a lo largo de Europa y el Oriente Medio que se encargó de integrar el conocimiento que había sido relevado por medio de la religión, como una forma de reflexionar y profundizar sobre la existencia de Dios como la causa del universo y del ser humano que había sido creado a semejanza de Dios. Fue una filosofía que se extendió desde la caída del Imperio Romano hasta el Renacimiento.

Características de la filosofía medieval

Algunas de las características más sobresalientes de la filosofía medieval son las siguientes:

Antecedentes

Los principales antecedentes de la filosofía medieval fueron tres, la escuela estoica griega, la filosofía romana y el cristianismo. El estoicismo fundado por Zenón tuvo una importante difusión por el mundo greco romano principalmente entre las élites romanas. La filosofía romana que empezó con el cristianismo y que se extendió hasta el siglo XV alcanzando el renacimiento y por último el cristianismo, que involucraba aspectos importantes como la creación del hombre y la moral del amor.

Historia

La historia de la filosofía medieval centró todo su interés en Dios. Antes de que se desarrollara, la filosofía helenística había adquirido una orientación hacia el saber, dirigiéndolo principalmente hacia la felicidad que el hombre podía alcanzar. El estoicismo y el epicureísmo se enfocaban en el saber y la expansión del cristianismo y de otras de religiones provocaron la aparición de algunos modelos en busca de la felicidad y la salvación individual que competían con los modelos filosóficos. Para enfrenta la hostilidad de la época se desarrollo un neoplatonismo para combatir religiones y sistemas filosóficos y para intentar entender los misterios que no habían sido revelados, de ésta idea surgió una asociación entre la filosofía y el cristianismo, entre la filosofía y la religión fundando las bases de la futura filosofía medieval que se dio entre cristianos, musulmanes y judíos.

El primer período de la historia de la filosofía medieval fue principalmente influenciado por Platón, tenía un estilo ameno y asistemático, y no gozaba de una distinción clara entre el concepto de teología y filosofía. ​Algunos de los autores más importantes durante esta etapa fueron Agustín de Hipona, Boecio, Juan Escoto Erígena, Anselmo de Canterbury y Pedro Abelardo. El segundo período se guió por Aristóteles y se basaba en la creación de las universidades, a una mayor profesionalización y a la sistematización de la filosofía, al igual que en nuevas formas de enseñanza. Surgió en este periodo la escolástica, un movimiento teológico y filosófico dominante, con autores como Ramon Llull, Tomás de Aquino, Juan Duns Scoto, Guillermo de Ockham y Buenaventura de Fidanza.

Temas principales de la filosofía medieval

Los principales temas de la filosofía medieval son los siguientes:

Escuelas

Algunas de las escuelas que eran parte de la filosofía medieval fueron:

Representantes

Entre los principales representantes de la filosofía medieval están:

Diferencia con la filosofía griega

La diferencia principal entre ambas filosofías se basa en que la filosofía griega le da mayor importancia al hombre y lo ve como un objeto importante pues descubre que está formado por el cuerpo y por el alma lo que expresaban por medio de la perfección del desnudo. En cambio, en la filosofía medieval, tenían una teoría etnocentrista en la cual Dios era en centro del universo y la vida en la tierra no era importante, la educación únicamente se daba en los claustros religiosos y el hombre era representado siempre con vestido y un rostro inexpresivo.

Importancia de la filosofía medieval

La filosofía medieval es importante porque a pesar de ser tan antigua, logró sobrevivir hasta nuestra época, donde podemos encontrar la escolástica, por medio de la cual se puede conciliar la razón o la filosofía y la fe o teología. Por medio de esta filosofía, se ha logrado fortalecer y enriquecer la doctrina por medio de importantes pensadores como Santo Tomás y San Agustín. Logró darle claridad a muchos de los temas que estaban en duda dentro de la iglesia como lo fue la existencia de Dios. Fue un periodo fundamental en la vida del cristianismo pues se desarrollaron los filósofos y teólogos cristianos y se le dio un orden a ambas ciencias.

Escrito por Gabriela Briceño V.
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti