Mitología

Afrodita

Todos alguna vez han escuchado el nombre de Afrodita, ya que este hace eco en todo el mundo, reconocida por sus devotos como la diosa del amor al cuerpo y la belleza, su sola presencia es la evidencia de que el deseo, la atracción y la lujuria existen.

¿Quién es Afrodita?

En la antigua Grecia, Afrodita fue venerada, alabada y exaltada por ser la diosa del amor al cuerpo, la lujuria, la prostitución, la reproducción y la belleza, sus devotos la honraban esculpiéndole estatuas, llevando a sus templos ofrendas para obtener algunos beneficios como amor o belleza. Su nombre nace del griego Ἀφροδίτη y esta es el equivalente a la diosa romana Venus.    

Origen de Afrodita

En la antigua Grecia el amor no se catalogaba en el sentido romántico de la palabra, iba más allá de eso, la palabra amor para la época englobaba todo lo sexual, lo erótico, todo aquello que iba de la mano con la lujuria y los deseos de la carne, esta diosa manifiesta poderes majestuosos por los cuales sus seguidores la honraban; fecunda los hogares, está presente en los partos, aunque no es considerada tan importante como Artemisa en los casos de embarazo, protegía a los esposos para que estos no cayeran en tentación y engañaran a sus mujeres, aunque si en algún punto de la historia ella deseaba a alguno de esos esposos, estos debían sacrificar sus matrimonios para complacerla y satisfacerla a ella su diosa, esto último más por su naturaleza pecaminosa y necesitada de los placeres de la vida, este pensamiento innato la hacía ser tan apasionada que incitaba a los hombres a romper sus lazos legítimos y legales para que estos se rindieran a ella y a los vicios que ofrecía.

Se dice que los primeros que le rindieron culto a esta diosa fueron los Asirios y después de estos los pafosianos y los fenicios, los cuales enseñaron dicho culto a los ciudadanos de Citera.

Historia

Su nombre venido del Griego Ἀφροδίτη poseía cierta relación en su etimología con el termino ἀφρός, el cual se pronuncia aphrós lo que significa espuma, por lo cual es supuesto que su nacimiento viene de esas raíces intrínsecas que acarrean su nombre, es por esto que existe la creencia de que esta nació de la espuma del mar, después de que a su padre Urano, le fuesen arrancado los testículos a causa de Cronos, este último arrojó lo extraído de Urano al mar y del semen y la sangre de Urano surgió la Diosa del amor, Afrodita nunca tuvo infancia ni formación, nació siendo una adulta, ya con el físico de una mujer, sus partes íntimas maduradas a tal punto que desde el momento de su nacimiento fue deseada por todos los mortales y dioses que para la época existían.

Características de Afrodita

La características más esenciales de Afrodita y por las cuales más es reconocida son sus atributos físicos, los cuales se crearon para incitar a cualquier mortal o deidad que existiese para la época, su voluptuosidad y belleza irreal cautivaba a todo aquél que la mirase y admirase, no obstante, su belleza no lo era todo, aunque eso es lo que más resuena a la hora de hablar de esta diosa.

Afrodita era una diosa benigna, que aun así sin importar su egocentrismo y la manera en la cual esta actuaba como una niña caprichosa, quería el bienestar para sus devotos, le gustaba proteger las casa y los hogares de los que le rendían honores y se gozaban de alabarla, cuidaba porque en estos hogares se mantuviera la fertilidad y el amor; aunque el amor al que ella estaba destinada a disfrutar era el que era cargado de lujuria, ella le deseaba a sus devotos el amor puro, benigno, el que no posee ningún interés más que la estadía.

Descripción física

Afrodita era una diosa de la belleza particular, esta nació siendo mujer, su tez y toda su piel era pálida, lechosa, y se la representaba con el cabello largo y ondulado la mayoría de las veces, ataviada con una túnica de seda blanca y con un cinturón que le hacía resaltar más sus caderas y los senos; se le atribuían curvas, caderas anchas, glúteos firmes, una complexión delgada y rasgos finos. Algunos dicen que sus ojos eran pardos y otros que eran verdes de largas pestañas y una luz picara e incitadora que siempre los atravesaba como una estrella fugaz.

Poderes de Afrodita

Los poderes de esta diosa son los que anteriormente han sido mencionados:

Padres

Existen diversas teoría de los padres de Afrodita, una de ellas dice que fue hija de Urano, ya que cuando Cronos le arrancó los testículos de su sangre y semen mezclados nació ella de la espuma del mar, por lo tanto, se puede decir que solo es hija de Urano.

No obstante, existe otra teoría que algunos conocedores de dicha mitología mantienen en pie de que Afrodita es hija de Zeus y Diones, despertando la hipótesis de que luego de su nacimiento estaba destinada a ser una de las doce principales del Olimpo, para luego suplantar a su madre y reinar con Zeus por el resto de su existencia. Algunas producciones cinematográficas utilizan una teoría o la otra, y algunos autores mezclan las teorías para innovar un poco lo que fue la vida de Afrodita.

Marido

Afrodita disfrutaba de los placeres de la vida desde su nacimiento, por lo cual, nunca le interesó casarse, sin embargo, Zeus el dios de dioses atemorizado por su belleza, la casó con Hefesto para que esta, aun así siguiera siendo el deseo de muchos dioses fuera prohibida, Hefesto era cojo, poco agraciado y muy malhumorado, por algo era el dios del fuego y la fragua. Aunque otra de las hipótesis es que Hefesto fue expulsado por ser deforme del olimpo, se veía como una deshonra para todos los dioses, este para consumar su venganza secuestró a Hera, la que era su madre y la que lo expulsó del Olimpo, la atrapó en un trono mágico y a su vez exigió a Zeus por su liberación la mano de Afrodita, este no lo medito más de una vez y se la concedió. Hefesto se casó con Afrodita y con la alegría manifestándose le regaló joyas preciosas, cosas invaluables y forjo para ella el cinturón que la hacía ver aún más irresistible ante los hombres.

No obstante, Afrodita nunca lo amo, ni tampoco lo deseaba a nivel sexual, por lo cual nunca estuvieron juntos de manera intima, era una desgracia para la diosa de la belleza estar con tan vil dios lleno de fealdad, por lo cual su matrimonio era más un calvario para ella; cometió adulterio todas las veces que pudo ya que era infeliz en su matrimonio, su amorío más relevante fue con Ares, el dios de la guerra y la violencia, para la diosa este si era digno de su belleza, de este nacieron la mayoría de sus hijos dioses.

Sus amoríos fueron incontables, entro ellos se contaba a Hermes, el dios de la mensajería de los dioses, de la elocuencia, protector de los ladrones y mentirosos, Dioniso y Poseidón, siendo estos sus amantes que eran deidades, cuando bajaba a la tierra a interactuar con sus devotos y satisfacer sus deseos más bajos fueron Adonis, Anquises, Butes y Faetón sus amantes.

Hijos

Como es sabido Afrodita disfrutó de muchos placeres y muchos hombres, tanto dioses como mortales, por lo cual dejó una gran descendencia, sus hijos con Ares fueron los siguientes:

Por parte de Dioniso tuvo dos hijos los cuales fueron:

Con Hermes, tuvo tres hijos:

Y con el ultimo dios que tuvo hijos fue con Poseidón con el que tuvo a Rodo, de resto con Adonis concibió a Beroe, con Anquises a Eneas, de Butes nació Érice y de su amorío con Faetón fue concebido Astínoo.

Culto


Los cultos que se daban a Afrodita eran estrechamente ligados con todas las divinidades del mar, esta era venerada en las playas y en sus templos, generalmente se le ofrecían rituales de prostitución, o con todas las cosas referentes a la sexualidad y la lujuria, los sacerdotes que se encargaban de cuidar sus templos por costumbre practicaban posiciones sexuales y tenían relaciones con las devotas de la diosa, disfrutando de esta manera de los afrodisiacos de la vida y honrando de esta manera a la diosa que les ofrecía y permitía todos estos placeres.

Templos

Aunque esta diosa tuvo muchos templos en la cual la veneraban, el más relevante de estos era el templo de Afrodita que se localizaba en la cima de Acrocorinto, esta se representaba y se asemejaba mucho al mar, por lo cual sus devotos la veían en el mar, en los delfines, en las palomas, los cisnes y las almejas.

Vestimenta

Se ataviaba siempre con telas finas y suaves, como el lino y la seda, para no dañar su belleza e irritar su piel, desde que Hefesto le regaló el cinturón que le hacía resaltar sus atributos, no dejo de utilizarlo, por lo cual se convirtió en uno de sus accesorios principales a la hora de vestirse.

Afrodita en la cultura popular

Como todo los dioses griegos esta tuvo un gran impacto en la cultura popular actual, se la recuerda y su nombre se expande a través de los países como la diosa de la belleza y el amor, aunque la concepción que se tiene de esta es mayormente errada, porque se piensa en ella como la diosa del amor benigno, aquél que no tiene lujuria, ni pasiones incrustadas, el amor sincero y desinteresado; no obstante, esta diosa es parte de la vida cotidiana de muchas personas, ya que su nombre se ha comercializado en gran manera.

Importancia

En la mitología griega esta diosa no tiene mucha relevancia más allá de sus atributos y las grandes polémicas que se desencadenaron por su belleza, no obstante, para los ciudadanos de la Grecia antigua esta diosa era simplemente magnifica, por sus dotes y cualidades. Por lo que se puede decir, que Afrodita fue uno de los principales conceptos de amor que conoció el pueblo de Grecia, arraigándose de esta manera a las tradiciones y costumbres de la región de una manera irreparable.

Escrito por Grecia Calderón
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti