Historia

Cultura zapoteca

La cultura zapoteca fue un pueblo aborigen mesoamericano del período precolombino cuyo origen se remonta a 3500 años atrás, entre los siglos XV y XIV a. C. Los zapotecas se establecieron en varias zonas de México como lo son el Sur del Valle Oaxaca y en el istmo de Tehuantepec. Su ciudad más importante era Monte Albán y en ella, quedan evidencia de sus edificaciones, campos de juegos, tumbas y joyas trabajadas en oro.

¿Qué es la cultura zapoteca?

La cultura zapoteca es una sociedad precolombina de Mesoamérica que ocupaba el sur de Oaxaca, el sur de Puebla y Guerrero y el istmo de Tehuantes en México. El pueblo zapoteca era sedentario y politeísta, creía en el culto a los muertos y desarrolló una lengua con una escritura basada en jeroglíficos. El nombre zapoteca proviene de la lengua náhuatl y quiere decir “gente de las nubes”. La evidencia arqueológica afirma que la cultura zapoteca data de los siglos XV y XIV a.C.

Características de la cultura zapoteca

Entre las características más representativas de la cultura zapoteca se pueden mencionar las siguientes:

Historia de la cultura zapoteca

Los orígenes de la cultura zapoteca se remonta a los siglos XV y XIV a.C. cuando se desarrolló el primer centro urbano de esta población.

Entre los años 500 a.C. y 1000 d.C, los zapotecos se establecieron en los valles del estado de Oaxaca en México.

Los primeros zapotecos eran sedentarios, vivían en pequeños poblados agrícolas, tenían un centro religioso en Mitla y una gran ciudad en Monte Albán. Los zapotecas debieron tener afinidades con los pueblos olmecas, mayas y los toltecas ya que estas culturas convivían cerca de sus territorios.

Poco a poco el pueblo zapoteca se fue convirtiendo en una civilización con edificios, estadios de pelota, tumbas y un desarrollo comercial rico en productos del campo, artesanía, eventos culturales, entre otros.

Sus ciudades estuvieron habitadas por varios siglos pero poco a poco entre los años 700 y 800 d.C fueron abandonadas.

Monte Albán tuvo el control de los valles hasta finales del Período Clásico Mesoaméricano entre los años 700 y 1200 d.C. A pesar de esto, el pueblo zapoteca continuó habitando los valles de Oaxaca, Tabasco y Veracruz.

Luego, los mixtecas ocuparon el Monte Albán y posteriormente Mitla. Los zapotecas se desplazaron a los terrenos de Tehuantepec de los Zoques y del golfo de Tehuantepec.

A mitad del siglo XV, los mixtecas y los zapotecos hicieron alianzas para luchar contra los mexicas y evitar así, que éstos ocuparan las vías comerciales de Chiapas, Veracruz y Guatemala. Los zapotecas lo lograron por poco tiempo y luego tuvieron que pactar con los mexicas para conservar su autonomía hasta la llegada de los españoles a sus tierras.

Ubicación

La cultura zapoteca estaba ubicada el sur de Oaxaca, el sur de Puebla y Guerrero y el istmo de Tehuantes en México.

Organización política y social

Le pueblo zapoteca estaba organizado en dos clases sociales, las dominantes integradas por los sacerdotes, militares y comerciantes; y la dominada integrada por campesinos, cazadores, orfebres, tejedores y cargadores.

El sexo también era un factor determinante en las actividades de los Zapotecas. Las mujeres se ocupaban de la recolección, la preparación de alimentos y el cuidado del hogar y el hombre de la caza, la pesca, las labores del campo, la cerámica, el comercio y la guerra.

Tradiciones de la cultura zapoteca

La cultura zapoteca poseía muchas costumbres y tradiciones que aún se conocen.

Entre ellas se pueden citar:

Arte de la cultura zapoteca

El arte de pueblo zapoteca estaba elaborado con diferentes tipos de piedra y muchos diseños decorativos.

También desarrollaron la pintura mural y los bajos relieves en sus monumentos y edificaciones.

Sus temas eran los dioses, sus actividades religiosas y los guerreros y cautivos de sus batallas.

Artesanías

La artesanía zapoteca fue muy variada debido al desarrollo la alfarería, la talabartería, la guarachería y los textiles de lana, seda y algodón.

Sus artesanías tenían dos funciones básicas, las de uso práctico y las decorativas. Sus piezas eran únicas, algunas eran parecidas pero nunca iguales.

Los zapotecas también elaboraron joyas trabajadas en oro y objetos de barro negro típico de la región de Oaxaca.

Lengua y escritura

La lengua zapoteca se deriva de otras lenguas como el otomí, mazahua, y parme. El zapoteco es una lengua tonal porque sus significados se dan en función de la intensidad de los tonos que pueden ser altos, bajos o medios, ascendentes o descendientes.

Actualmente, esta lengua es hablada por más de 400.000 personas en el centro y este de Oaxaca, México.

Su escritura usa el alfabeto romano y nueve letras más y su orden gramatical se da en la frase colocando el verbo de primero, seguido el sujeto y luego el objeto.

La lengua zapoteca comprende un gran número de dialectos que se clasifican según la zona en la que se hable. Existen dialectos septentrionales, orientales, occidentales, centrales y meridionales.

Religión y dioses de la cultura zapoteca

El pueblo zapoteca era politeísta porque creía en varios dioses. Rendían culto a sus difuntos y creían en la existencia de un paraíso subterráneo.

Su principal Dios era conocido por tres nombres: Totec (Dios mayor que regía al pueblo), Xipe (Dios creador) y Tlatlauhaqui (Dios del sol).

También tenían otros dioses relacionados con el clima, la cosecha y la muerte. Entre ellos se pueden mencionar los siguientes:

También tenían algunas creencias como la del tótem. Este era un ritual en el cual, las madres que estaban por dar a luz, colocaban cenizas donde vivía el recién nacido y esperar el día siguiente para ver que huella se formaba en el piso. La huella del animal que se fijara entre las cenizas sería el Tótem del pequeño. El tótem significaba la personalidad y el animal que representaba al niño.

Escrito por Valentina Sancler
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti