Geografía

Relieve continental

Los diferentes accidentes y las acciones que modifican una superficie en la tierra que es plana son los responsables de crear el relieve de un lugar determinado. Estas formas de relieve pueden incluir depresiones o elevaciones que producen poco a poco una alteración en la fisonomía de un lugar. Los volcanes, montañas, planicies, llanuras, valles y cañones son algunos ejemplos de los tipos de relieve que podemos encontrar a lo largo de toda la superficie terrestre. El relieve continental está formado por todas aquellas partes de la litosfera que no se encuentran cubiertas por agua del mar y por algunas que sí están cubiertas, e incluye todos los cambios que se puedan dar en la superficie de la tierra, ya sea a nivel superficial o en el lecho marino. La definición de relieve continental se basa principalmente en las formas de tierra que existen en los continentes y en la plataforma continental.

¿Qué es el relieve continental?

Es el resultado de una serie de cambios y acciones que afectan y modifican de forma directa a la corteza de la tierra creando continentes, montañas, llanuras, mesetas, valles y cordilleras, en otras palabras, dando origen al relieve.

Origen del relieve continental

Todas las formas de relieve han sido creadas por medio de fuerzas endógenas o agentes internos, esto quiere decir, a través de fuerzas que actúan desde el interior de la tierra en la cual se desarrolla una fuerte actividad volcánica, proceso por medio del cual el magma sale hacia la superficie. Los movimientos orogénicos causados por el movimiento de las placas también han tenido una importante influencia en la formación y el origen del relieve continental. Algunas fuerzas exógenas o externas del planeta también influyen en la formación y en el moldeado del relieve continental tales como la temperatura, agua, ríos y lluvias. Otra de las causas para que se forme el relieve continental es la acción del ser humano.

Características del relieve continental

Entre las principales características del relieve continental podemos mencionar las siguientes:

Elementos

Los principales elementos del relieve continental son las mesetas (zonas llanas ubicadas en elevadas altitudes), las llanuras (se encuentran a bajas altitudes y están cubiertas por sedimentos y las cordilleras (agrupaciones de montañas de elevada altitud).

Tipos

Existen dos tipos principales de relieve: el oceánico y el continental. El relieve oceánico es menos irregular pues no está en contacto con agentes de cambio, entre ellos podemos mencionar la plataforma continental, el talud continental, la fosa oceánica y abisal y las dorsales oceánicas. El relieve continental es un conjunto de relieves que forman nuestro planeta, abarcando el 30% de la extensión total de la tierra, se pueden modificar con el paso del tiempo, viento y lluvias, y entre ellos podemos mencionar las montañas, los valles, las mesetas y las llanuras.

Conformación

Cuando observamos detenidamente la formación del relieve continental de la tierra, nos damos cuenta de que en ella encontrados dos diferentes grupos: la macro formas y las menores. Las macro formas están formadas por los diferentes escudos y macizos de la antigüedad que se formaron en el periodo Precámbrico, sobre las cuales la erosión ha tenido una gran influencia. Las formas menores son las formas de relieve que podemos encontrar en los valles, terrazas aluviales y en los conos de deyección o abanicos aluviales.

Principales formas

Las principales formas de relieve continental tenemos los siguientes:

Distribución del relieve continental

En América, por ejemplo, los sistemas montañosos son varios y se distribuyen de Norte a Sur, por ejemplo, las montañas Rocallosas y la Cordillera de los Andes. En el Este, podemos encontrar los sistemas orográficos más antiguos. Las llanuras ocupan amplios territorios y las mesetas son limitadas por los cordones montañosos.

En Europa, existen amplias llanuras en el oeste y en el sur, encontramos algunas de menor tamaño. En ella se encuentra una gran plataforma continental.

Oceanía, Antártida, Asia y África encontramos amplios valles y depresiones.

Escrito por Gabriela Briceño V.
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 4,67 de 5)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti