Geografía

Talud continental

El talud continental es un borde que se encuentra sumergido de un continente que se inclina gradualmente hacia el fondo oceánico. La longitud total de la pendiente continental del mundo llega a sumar hasta los 300,000 km. Más de la mitad de todos los taludes continentales descienden en trincheras de aguas profundas. El resto de los taludes descienden a los sedimentos marinos poco profundos. Los gradientes del talud continental tienen una forma más plana en el Océano Índico. Las laderas continentales ocupan casi el 8.8% de la superficie del mundo. Las áreas donde se localizan los taludes continentales tienden a ser bastante grandes, incluso más que la plataforma continental y los mares donde se ubican son poco profundos. El talud continental se encarga de marcar el límite que existe entre la parte de los océanos del mundo que los científicos ya conocen y los misterios que existen en las profundidades del mar.

¿Qué es el talud continental?

El talud continental es una zona submarina de gran relieve y con muchos deslizamientos que se encuentra localizada entre los 200 y los 400 metros bajo el nivel del mar. También es conocida con el nombre de zona batial o zócalo marino.

Características

Las principales características de los taludes continentales son las siguientes:

Formación del talud continental

Su formación inicia como una gran grieta en la corteza continental. A medida que la grieta se ensancha y se profundiza, es llenada por el manto de basalto a lo largo de la línea central de la brecha. Mientras tanto, la cuenca de la grieta se llena de sedimentos continentales y eventualmente de sedimentos marinos a medida que el agua de mar inunda la cuenca de la grieta. Finalmente, el piso basáltico de la grieta más alejada del centro de expansión axial se enfría y se densifica lo suficiente como para desaparecer a lo largo de lo que se convierte en una zona de falla compleja. La zona de falla que separa la corteza oceánica de la corteza continental yace a lo largo de lo que se convierte en la pendiente continental más baja, cubierta con sedimento y se convierte en el talud continental. El talud continental lo podemos encontrar como una continuación de la plataforma continental. Esta zona está formada por una gran cantidad de pendientes y está ubicado en la parte final de la plataforma continental. El pie del talud continental esta formado por la acumulación de sedimentos que caen desde la plataforma continental. Por lo general tienen un relieve oceánico bastante grande y en ella se pueden encontrar montañas, profundos valles y grandes cañones submarinos. Están conformados por una planicie que tienen una inclinación la cual forma una serie de pisos en los cuales no se encuentra ningún tipo de sedimentos. La fuerza de gravedad y los sedimentos tienen un papel muy importante en la formación de un talud continental. Los ríos y las corrientes marinas también pueden ayudar a darles forma.

Fauna

Ya que la luz de sol prácticamente no penetra los taludes continentales y por la temperatura que posee el agua, la vida oceánica es prácticamente nula. La flora y la fauna se encuentra limitada y únicamente se pueden encontrar cefalópodos, algunos crustáceos, y otros pequeños animales.

Ejemplos de talud continental

La mayoría de los taludes continentales que se encuentran a lo largo de la costa del Pacífico, por ejemplo, son más empinadas que las laderas del Atlántico. Los gradientes son más planos en el Océano Índico.

Escrito por Gabriela Briceño V.
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti