Informática

Disquete

Existen varios tipos de soporte para el almacenamiento de los datos de tipo magnético, uno de ellos es el disquete o disco flexible, conocido también por su nombre en inglés “diskette” o “floppy disk”. Esta clase de dispositivo funciona dentro de una disquetera la cual es la unidad de disco flexible que funciona como fuente de almacenamiento y que se encarga de escribir y leer los disquetes.

¿Qué es un disquete?

Un disquete es un elemento que hace posible el almacenamiento de todos los datos digitales el cual está compuesto por un disco magnético que es al mismo tiempo protegido por una cubierta de plástico cuadrada o rectangular.

Características del disquete

Entre las principales características que pueden ser encontradas en el disquete mencionamos las siguientes:

Partes

Las partes con las que cuenta un disquete son las siguientes:

Para qué sirve

El disquete, a pesar de que ya es un dispositivo considerado como obsoleto, sigue siendo funcional en casos donde se presenten problemas de arranque de los equipos principalmente cuando se presentan averías graves o emergencias que afectan el sistema operativo de una computadora, en estos casos, los disquetes son considerados como una de las mejores opciones además de fiable y difícil de sustituir.

Historia

La historia de los disquetes nace de la mano de Alan Shugart, un trabajador de los laboratorios de IBM ubicados en California. Era él quien lideraba un equipo para desarrollar platinas de disco en el año 1967. Esta empresa fue la primera que utilizó los disquetes para poder cargar microcódigos en los controladores de los paquetes de discos Merlín y en ese tiempo, se conocían con el nombre de “floppy” debido a su flexibilidad.

En el año 1971, la empresa lanzó al mercado el primer disco de memoria, al cual llamaron disco flexible. En ese tiempo, los datos eran escritos y posteriormente leídos en la superficie magnética que tenía el disco. En la época, el disquete fue considerado como un invento revolucionario gracias principalmente a su portabilidad.

En el año 1973, Shugart empezó a desarrollar y fabricar diferentes tipos de platinas de disco flexible y la interfaz que logró desarrollar resultó posteriormente ser la base para las platinas del disco floppy. Poco a poco muchas empresas empezaron a construir los disquetes y en el año 1978 ya habían más de diez diferentes compañías fabricándolos.

Los disquetes eran dispositivos muy conocidos y utilizados principalmente durante la década de los años ochenta y noventa. Eran muy usados en trabajos, hogar y para guardar información, incluso grandes empresas como Apple, Macintosh, Atari e IBM los usaron con el objetivo de distribuir los softwares. En el año 1981, Sony se introdujo en el mercado pero añadió una capa protectora más dura y un mecanismo que brindaba protección para la lectura de los datos. De aquí nació el nuevo e innovador estándar de disquete.

Cómo funciona

El disquete estaba protegido por una caja de plástico duro dentro de la cual se encontraba el material magnético capaz de almacenar datos. Funciona de forma muy similar a una cinta de un casete. Luego de que es insertado dentro de la unidad, la cinta magnética en forma de círculo gira de forma rápida como un CD. Mientras realiza estos giros, la cabeza de lectura y escritura del disco se detiene en la pista vacía que está en el disco.

Luego, antes de que se envíe cualquier tipo de información, comprueba la estabilidad del sistema y el espacio libre que esté disponible en el disco. Posteriormente, la cabeza de escritura del disco se encarga de enviar los datos gracias a la magnetización de las cintas de grabación. Luego de que los datos se han almacenado en el disquete, se hace también una copia exacta.

Tipos

Existen tres tipos diferentes de disquetes los cuales son

Capacidad de almacenamiento

La capacidad de almacenamiento de los disquetes dependerá del tipo de dispositivo del que se trate. En el caso del floppy disk, éste cuenta con una capacidad máxima de 1 Mbyte, el Minifloppy 5 ¼ tiene una capacidad de 100 K hasta los 1.2 Mbyte y por último el Microfloppy de 3½ una capacidad que va desde los 400 KB hasta los 2MB e incluso más.

Cómo formatear un disquete

Antes de formatear un disquete es importante saber y entender que toda la información que esté almacenada será borrada. El primer paso será abrir el explorador de Windows o pulsar la opción Mi Pc, luego se deberá de seleccionar la unidad que necesitas formatear utilizando para ello el botón derecho del mouse para lograr hacer que el menú se despliegue.

Luego, se deberá de seleccionar la opción de formatear la cual mostrará varias opciones. Se deberá luego escoger la opción de capacidad del disquete y luego opciones de formato. Puede también seleccionarse la opción que indica la creación de un disco de inicio de MS-DOS. Una vez que se hayan seguido estos pasos, se selecciona la opción de iniciar y cuando se finaliza el proceso, se deberá de pulsar la opción de cerrar.

Importancia

El disquete es un dispositivo importante porque puede funcionar como un medio de almacenamiento para información de tipo digital. Resultaba ser muy beneficioso en aquellos casos en los que se necesitaba almacenar archivos y pasar información entre dos computadoras.

Escrito por Gabriela Briceño V.
WhatsappTwitterFacebook

¿Cómo citar este artículo?

Briceño V., Gabriela. (2021). Disquete. Recuperado el 11 abril, 2021, de Euston96: https://www.euston96.com/disquete/

Recomendado para ti