Informática

Tarjeta perforada

En los inicios de la tecnología informática, las herramientas para la recolección y análisis de información se limitaban a láminas de cartulina con códigos binarios que eran insertados en las computadoras de los años 60 y 70. La tarjeta perforada tuvo su primera utilidad en el campo textil específicamente en las máquinas de Joseph Marie Jacquard para elaborar tejidos en el año 1801. Pero fue el británico Charles Babbage, el primero en utilizar la tarjeta perforada en el área informática para controlar una calculadora mecánica diseñada por él. En 1890, el estadounidense Herman Hollerith utilizó la tarjeta perforada para recopilar y analizar la información del censo de Estados Unidos y potenció el uso de esta herramienta hasta los años 50 del siglo XX.

¿Qué es una tarjeta perforada?

La tarjeta perforada es una lámina de cartulina que puede almacenar información en código binario. Esta fue la primera herramienta que utilizó la informática para ingresar información e instrucciones a las computadoras de los años 60 y 70. El científico británico Charles Babbage fue quien utilizó por primera vez esta lámina en el campo de la informática con el fin de controlar una calculadora mecánica de su invención. Sin embargo, quien usó este tipo de herramienta para el procesamiento de datos fue el americano Herman Hollerith.

Características de la tarjeta perforada

La tarjeta perforada que utilizó Hollerith tenía las siguientes características:

Historia

La historia de la tarjeta perforada tiene su origen en el año 1725 con los franceses Basile Bouchon y Jean-Baptiste Falcon. Ellos utilizaron rollos de papel perforados para controlar sus telares textiles.

En 1802, Joseph Marie Jacquard mejoró la técnica de los rollos de papel perforados sustituyéndolos por tarjetas perforadas en sus telares.

Años más tarde, el científico británico Charles Babbage utilizó la tarjeta perforada para controlar la calculadora mecánica que había inventado. Sin embargo, quien le da mayor uso es el americano Herman Hollerith, quién adapta las tarjetas perforadas para realizar el censo de los Estados Unidos en el año 1890.

Herman Hollerith como fundador de la empresa IBM pudo comercializar muchos equipos tecnológicos para crear, ordenar y tabular tarjetas perforadas por muchas décadas hasta llegar a los años 50, cuando éstas se convirtieron en el principal medio de ingreso y almacenamiento de datos a nivel mundial. La tarjeta perforada más conocida de IBM fue la 5081 y fue tan comercializada que otras empresas copiaron su formato para venderlas como un producto estándar.

En nuestros días, la tarjeta perforada es una referencia de las primeras computadoras ya que éstas fueron suplantadas por otros formatos electrónicos, ópticos y virtuales de almacenamiento.

Cómo funciona la tarjeta perforada

Las tarjetas perforadas funcionan con código binario, eso quiere decir que donde hay un pequeño hueco significa Cero (0) para la máquina y cuando no hay hueco significa uno (1) para la máquina. Ésta lo traduce en resultados emitidos por la computadora. Cada uno de los espacios donde se puede hacer una perforación, es conocido como bits (acrónimo de Binary Digit) para luego ser conocido como chad o chip (para IBM).

Para qué sirve la tarjeta perforada

Las tarjetas perforadas fueron utilizadas por primera vez por J.Jacquard en el año 1902 para controlar el funcionamiento de los telares de forma mecánica. Pero Hollerith fue quien las utilizó para trabajar la información y para la informática usando herramientas electromecánicas.

Este primer invento de Herman Hollerith evolucionó a la tarjeta perforada, sistema para computar datos que fue patentado en 1889.

Estas tarjetas fueron utilizadas por Hollerith en su máquina tabuladora – el segundo invento más conocido de este inventor – para procesar los datos del censo de 1890 en Estados Unidos, en el cual se procesaron los datos de 60 millones de tarjetas en un lapso de tres años. La máquina tabuladora inventada por Hollerith tenía la capacidad de analizar 300 tarjetas por minuto.

Capacidad de almacenamiento

La capacidad de almacenamiento de la tarjeta perforada variaba según su cantidad de preguntas que se debían hacer y cuya respuesta quedaría marcada en la misma.

Por ejemplo, en el caso de las tarjetas diseñadas por Hollerith para el censo de Estados Unidos en el año 1890, tenían 20 columnas de preguntas que podrían ser respondidas con sí o no, siendo sí una perforación.

En el año 1928, la empresa IBM desarrolló nuevas tarjetas perforadas con 52 y 80 columnas para almacenar y analizar más información.

Escrito por Valentina Sancler
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, promedio: 4,67 de 5)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti