Astronomía

Radiotelescopio

Muchos instrumentos han sido creados y fabricados con el objetivo de poder estudiar y analizar lo que sucede en el espacio. Uno de estos objetos se conoce con el nombre de radiotelescopio, un aparato de suma importancia que hace posible el captar las diferentes ondas de radio que son transmitidas por todos los cuerpos celestes. Cabe resaltar que las ondas de radio son las longitudes de ondas que posee una longitud de onda dentro del espectro electromagnético más largo incluso que la luz infrarroja.

Radiotelescopio Qué es, características, para qué sirve, partes, origen, historia

Temas relacionados

Telescopio

¿Qué es un radiotelescopio?

El radiotelescopio es un aparato que sirve para poder captar todas las ondas de radio que generan y son generadas por los cuerpos celestes las cuales son emitidas como un tipo de señal de radiofrecuencia por medio de una antena parabólica.

Definición

El radiotelescopio es un aparato o instrumento que es utilizado con el objetivo de poder recibir y localizar las diferentes ondas de radio que provienen del espacio exterior. Son una especie de antena de gran tamaño que ha sido fabricada para interceptar de forma eficaz las diferentes emisiones de radio que se producen en una estrello o bien en una galaxia determinada.

Características de un radiotelescopio

Entre las principales características que podemos encontrar en el radiotelescopio se mencionan loas siguientes:

Para qué sirve un radiotelescopio

El radiotelescopio es un aparato que sirve para poder realizar estudios y análisis en la luz de radio que ocurre de forma natural en las galaxias, estrellas, en agujeros negros y en prácticamente cualquier tipo de objeto astronómico. Es el encargado de poder captar todas las ondas de radio que nacen de los cuerpos celestes

Origen

El radiotelescopio tuvo su origen en el año 1931 cuando Karl Guthe Janksy, un ingeniero logro encontrar una señal que subía su intensidad con el paso de los días. Se dedicó a analizar y estudiar esta señal llegando a la conclusión de que la señal tenía prácticamente la misma duración del periodo de rotación que tenía la Tierra, esto le indicó que el lugar de donde venía la señal se encontraba en un punto de un cuerpo celeste fijo. Posteriormente hizo una serie de análisis llegando a la conclusión de que la señal provenía de la Vía Láctea.

Historia

El primer radiotelescopio como tal fue creado en el año 1930 por Karl Jansky, un ingeniero de radio que trabajaba para los laboratorios telefónicos Bell que tuvo en sus manos la labor de investigar sobre las señales de radio naturales que provocaban una interferencia en las comunicaciones telefónicas transatlánticas.

Lo construyó como una especie de antena hecha con tubos de lata los cuales montó sobre las ruedas de un Ford T. Esta antena lograba girar cada 20 minutos y realizada de esta manera un escaneo en el horizonte para luego grabar las señales con un bolígrafo en movimiento o para escuchar las señales con auriculares.

Durante sus mediciones, logró encontrar un sonido similar a un silbido de radio que provenía del cielo todos los días y éste sonido no logró ser ubicado de forma precisa por su invento por lo que llegó a la conclusión de que la señal provenía del espacio. Jansky expuso su trabajo en varias reuniones durante el año 1933, y la noticia ocupó la portada del New York Times.

El primer radiotelescopio que fue fabricado como tal, estuvo en manos de un ingeniero de nacionalidad estadounidense llamado Grote Reber, esto en el año 1937. A partir de ese momento, muchos científicos e ingenieros han venido fabricando estos aparatos para lograr un mayor rango de longitud de onda.

Inventor

El inventor que creó el primer radiotelescopio, una antena de 9 metros fue Grote Reber en 1937.

Partes de un radiotelescopio

Las partes con las que se construye un radio telescopio son las siguientes:

Cómo funciona

Los radiotelescopios funcionan gracias a un plato reflector de gran tamaño que es utilizado para recolectar y para concentrar las diferentes ondas de radio. Conforme la Tierra va rotando, los platos pueden movilizarse con el objetivo de poder encontrar el origen de la fuente, haciendo posible que el radiotelescopio pueda medir las diferentes señales a partir de un punto determinado y durante un periodo de tiempo largo. Estos receptores se encargan de registrar las diferentes señales y convertirlas en frecuencias para que posteriormente las computadoras a las cuales están conectadas puedan sintetizar la información para dar como resultado una imagen completa del objeto al cual se ha observado.

Radiotelescopios destacados

Existen varios radiotelescopios importantes ubicados en posiciones estratégicas. A continuación se mencionan los más importantes.

Proyecto SETI

Este proyecto, cuyo nombre significa Investigación de Inteligencia Extraterrestre inició en el año 1959 utilizando radio señales para encontrar vida inteligente en el espacio exterior. Para ello, usa una serie de radiotelescopios los cuales se encuentran ubicados en diferentes lugares alrededor del mundo con el objetivo de poder rastrear el cielo y poder hacer observaciones sobre las diferentes ondas de radio que puedan ser enviadas por seres extraterrestres.

Importancia

Su importancia radica en que gracias a estos aparatos es posible realizar estudios sobre las radiofrecuencias que provienen del espacio lo que a su vez permite poder determinar el lugar de donde surgen las diferentes ondas de radio y hacer estudios sobre los mismos. Es muy utilizada además para analizar y estudiar las señales de radio de origen extraterrestre.

Escrito por Gabriela Briceño V.
WhatsappTwitterFacebook

¿Cómo citar este artículo?

Briceño V., Gabriela. (2020). Radiotelescopio. Recuperado el 1 agosto, 2021, de Euston96: https://www.euston96.com/radiotelescopio/

Recomendado para ti