Arte

Coloso de Rodas

Según cuenta la historia, frente a las costas de lo que hoy se conoce como Turquía, era posible encontrar una impresionante y majestuosa figura que se encargaba de guardarla entrar a lugar así como de darle la bienvenida a todos aquellos navegantes que lograban arribar al puerto de la isla de Rodas. El Coloso de Rodas, fue y es considerado como una de las Siete Maravillas del Mundo Antiguo, la cual al mismo tiempo, rendía tributo al dios Helios.

¿Qué fue el Coloso de Rodas?

El Coloso de Rodas fue una impresionante y célebre estatua que se construyó con el principal objetivo de conmemorar la hazaña heroica lograda por los rodios, los cuales lograron resistir hasta la llegada de la flota de apoyo de Ptolomeo I logrando así provocar la huida de Demetrio y el ejército invasor.

Características del Coloso de Rodas

Entre las principales características que hicieron del Coloso de Rodas un monumento único en la antigüedad se mencionan las siguientes:

Historia del Coloso de Rodas

Se cree que la historia del Coloso de Rodas, tuvo sus inicios luego de que Antígono I el Tuerto Monóftalmos, quién era además el líder de la isla de Chipre, intentará por todos los medios asediar a la ciudad de Rodas, fracasando en su intento. Por esta razón, los rodios decidieron brindar tributo y honrar a su dios Helios, y para ello, decidieron construir la estatua. Fue en el año 292 a.C., que el escultor griego conocido con el nombre de Cares, inició la construcción del coloso, un proceso que duró aproximadamente 12 años.

Destrucción

Al rededor del año 226 a.C., el Coloso de Rodas fue destruido debido a un grave terremoto que sucedió en la zona. Durante el movimiento tectónico, la estatua se quebró en la zona de las rodillas desplomándose luego sobre el suelo. Por varios años se intentó reconstruir el coloso, sin embargo, según la historia, el oráculo de Delfos se mostró en contra. Muchos pobladores de la zona aseguraron que Helios habría sido ofendido por Rodas y que por esa razón la estatua había caído.

Como dato interesante con respecto a la destrucción de este coloso es que, a pesar de haber quedado destruido en muchos pedazos, el coloso continuaba causando impresión entre los pobladores y por esa razón se mantuvo un total de 800 años sobre el mismo suelo en el cual había sido derrumbado. En el año 693, Mu‘āwīyah ibn Abī Sufyān realizó un asalto a la ciudad y capturó la isla y de acuerdo con la Crónica de Teófanes, fue él quien recogió los restos de la estatua y posteriormente los fundió para venderlos.

Reconstrucción

Luego de que el Coloso de Rodas fuera destruido debido a un gran terremoto, varios personajes de la historia incluyendo a Ptolomeo III De Egipto, ofrecieron una gran cantidad de recursos con el objetivo de poder reconstruir el coloso. Sin embargo, la historia cuenta que el oráculo de Delfos le dio una advertencia a los habitantes del pueblo en la cual decía que, en caso de reconstruir el coloso, una gran cantidad de desgracias caerían sobre la ciudad.

Por esa razón, los restos de la estatua permanecieron el lugar por alrededor de 900 años. Luego de 9 siglos, cuando se dio la conquista de la isla por parte de los musulmanes, fue el califa Mu’āwīyah quien tomó finalmente la decisión de acabar con todos los restos que habían quedado de la estatua.

Ubicación

En cuanto a la ubicación exacta del Coloso de Rodas, ésta aún continúa siendo desconocida a pesar de que varias crónicas de la antigüedad establecen su ubicación en un lugar no muy lejano del puerto de Mandraki. Algunos historiadores también han establecido y coincidido en que esa estatua se localizaba sobre un pedestal fabricado con mármol blanco. Existe otra versión que asegura que este coloso se encontró localizado en el monte Smith pues en la cima del lugar se encontró un templo que se había dedicado a Apolo además de un estadio en el cual se celebraban una serie de competiciones con las cuales les rendían tributo al dios Helios.

Curiosidades del Coloso de Rodas

Un dato curioso que se presentó en la construcción de este coloso fue que conforme iba aumentando en altura, los trabajadores presentaban mayores dificultades para lograr transportar el material hacia las partes más altas y por esa razón desarrollaron un nuevo método para lograr transportar los materiales, fue así como construyeron rampas de tierra de gran tamaño que cubrían todos los lados del coloso y cuando finalmente la estatua terminó de ser construida, la tierra se removió del lugar.

En cuanto a la imagen que se tiene sobre el coloso con sus piernas abiertas ubicado en la entrada del puerto de Rodas, fue una mera invención por parte de los artistas medievales que existieron durante el siglo XVI y que luego se popularizó en gran manera en el periodo de la edad moderna gracias a los artistas de la época.

Durante su construcción, el arquitecto y escultor encargado de su creación, Cares de Lindos, se arruinó porque realizó un mal cálculo sobre los costos que tendrían los materiales para la construcción del coloso. Fue además construida y no esculpida puesto que la estructura se encontraba hueca.

Escrito por Gabriela Briceño V.
WhatsappTwitterFacebook

¿Cómo citar este artículo?

Briceño V., Gabriela. (2021). Coloso de Rodas. Recuperado el 6 octubre, 2021, de Euston96: https://www.euston96.com/coloso-de-rodas/

Recomendado para ti