Ciencias de la Tierra

Residuos orgánicos

Los residuos orgánicos son uno de los residuos más comunes que existen y que día a día no para de aumentar. Y es que, si nos fijamos en la bolsa de basura de nuestras casas, nos daremos cuenta de que al menos un 35% de la misma la conforman este tipo de residuos. Debemos destacar que estos residuos tienen origen vegetal o animal y normalmente su aspecto es desagradable y emiten un fuerte olor.

¿Qué son los residuos orgánicos?

Cuando hablamos de residuos orgánicos nos referimos a todos aquellos cuyo origen es vegetal o animal. Estos se degradan orgánicamente y son generados de manera comercial.

Características de los residuos orgánicos

Las características de los residuos orgánicos son:

Clasificación

Causas

Son muchas las causas que generan la contaminación por residuos orgánicos, entre las más destacadas tenemos:

Consecuencias

Las principales consecuencias de los residuos orgánicos son:

Cómo reducir los residuos orgánicos

Tratamiento

Compostaje

Una de las técnicas principales para tratar los residuos orgánicos es el compostaje. Esta consiste en convertir este tipo de residuos en abono que podremos utilizar para cultivar plantas. Para que este proceso tenga éxito se deben cumplir ciertas condiciones de fermentación aerobia al igual que los niveles de humedad deben ser óptimos. Cabe destacar que las bacterias, los actomicetos y los hongos son parte fundamental de este proceso.

Tecnología biogás

En este caso se tratarán los residuos para conseguir biogás, un tipo de energía renovable que es utilizada para generar electricidad. Para producir este tipo de energía la ausencia de oxígeno y la utilización de bacterias es fundamental. En los últimos años ha sido un método muy usado por varios países de alrededor del mundo para tener una manera novedosa y eficiente de reciclar.

Almacenamiento

Para almacenar los residuos orgánicos tenemos varias opciones:

Reciclaje

Gracias al compostaje y al vermicompostaje podemos tratar los residuos orgánicos para transformar a los mismos en combustible, obteniendo así biomasa y biogás. Esta, que es una de las formas más novedosas de reciclaje de este tipo de residuos, no es la única. En el entorno doméstico estos residuos se utilizan principalmente para generar abono para las plantas. Por último gracias a las semillas y los restos de fruta es posible obtener combustible fósil. Este no solo es sostenible, además, es bastante económico.

Ejemplos de residuos orgánicos

Algunos ejemplos de residuos orgánicos son:

Escrito por Grecia Calderón
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti