Publicidad

Publicidad

Química

Ácido tranexámico

En el amplio campo de la medicina existen una gran cantidad de medicamentos importantes, un grupo de ellos se dedica específicamente a evitar el sangrado profuso. A estos fármacos se les conoce con el nombre de antifibrinolíticos y ayudan a promover y mejorar la coagulación de la sangre. Entre ellos encontramos al ácido tranexámico, un importante fármaco que de hecho, puede salvar vidas.

¿Qué es el ácido tranexámico?

El ácido tranexámico es un tipo de sustancia química utilizada en el campo de la medicina con el principal objetivo de poder neutralizar la fibrinólisis por medio del bloqueo de plasmina. Es una sustancia que pertenece al grupo de los antifibrinolíticos.

Características del ácido tranexámico

Entre sus principales características se encuentran las siguientes:

Estructura

La estructura química del ácido tranexámico es la siguiente:

Ácido tranexámico Qué es, características, estructura, propiedades, beneficios

Fórmula

Su fórmula empírica es la siguiente: C8H15NO2

Nomenclatura

De acuerdo con la Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (IUPAC), su nomenclatura es Ácido trans-4-(aminometil)-ciclohexanocarboxílico aunque también puede ser encontrado como cyklokapron y amchafibrin.

Propiedades físicas del ácido tranexámico

Sus principales propiedades físicas se mencionan a continuación:

Propiedades químicas

Con respecto a las propiedades químicas, las más importantes son las siguientes:

Obtención

El ácido tranexámico es una forma artificial de un aminoácido (proteína) llamado lisina, en otras palabras, se puede obtener en laboratorios químicos por medio de una serie de diferentes procesos. Uno de estos procesos puede ser por partir del ácido acetamidometilbenzoico cuando éste se calienta a aproximadamente 120-200 °C bajo una presión de 40-100 atm durante unas 8- 16 horas.

Puede también ser fabricado a partir de ácido P-aminometilbenzoico por medio de la hidrogenación a una temperatura de 10-250 °C en presión de hidrógeno de aproximadamente 10- 200 atm. Por último, también se puede crear a partir de ácido P-aminometilbenzoico con catalizador de metal de rutenio en presencia de una presión de hidrógeno de 50-200 Kg/cm y a una temperatura de 90 – 200 °C. Es importante mencionar que para todos estos procesos de fabricación es necesaria la exposición a temperaturas elevadas y altas presiones.

Para qué sirve el ácido tranexámico

El principal uso que se le da al ácido tranexámico es para poder detener los sangrados abundantes y descontrolados en mujeres que presentan problemas durante el ciclo de la menstruación pues actúa mejorando la coagulación de la sangre, es también el medicamento ideal cuando se presentan problemas de hemorragias durante el posparto.

Es un medicamento que también puede ser utilizado en pacientes que padecen de hemofilia que deben de ser sometidos por alguna razón a una cirugía. Funciona adecuadamente como tratamiento para el edema angioneurótico de tipo hereditario y en casos de hemorragias que han sido provocadas por un trombolítico.

Recientemente, este ácido ha empezado a ser utilizado en el campo de la belleza, la dermatología y la medicina estética pues expertos han descubierto que, además de detener los sangrados también tiene la capacidad de reducir las manchas en la piel provocadas por la exposición al sol, las pecas y el cloasma entre otros.

Cómo se toma

La dosis recomendada de este medicamento se establece en los 20 mg/kilogramo/día. Cuando se toma de forma oral, puede ser, siguiendo la indicación médica, en dosis de 15 a 25 mg/kilogramo/día cada 6 u 8 horas. Cuando el medicamente es administrado vía intravenosa puede ser indicado en dosis de 10-15 mg/kilogramo/día cada 6 u 8 horas. La forma en que este medicamento se toma deberá ser establecida únicamente por un médico y en caso de cirugías, la dosis será establecida por los cirujanos encargados y personal.

En casos de metrorragias, sangrados abundantes durante la menstruación, suele recomendarse un dosis baja de 1 gramo cada 8 horas por cuatro días. En caso de que el sangrado sea muy fuerte, esta dosis podría aumentarse siguiendo la prescripción del médico hasta 4 gramos por día. Además, el medicamento puede ser tomado vía oral o parenteral.

Beneficios del ácido tranexámico

Su principal beneficio implica que los sangrados fuertes y abundantes pueden detenerse pues el medicamento tiene la capacidad de descomponer los coágulos abundantes que se dan durante un sangrado. Es muy beneficioso cuando se necesita detener una hemorragia que ha sido ocasionada por cirugías, menorragias, epistaxis graves o sangrados nasales intensos, cirugías del cuello uterino, sangrados en los ojos y hemorragias luego de una extracción dental en pacientes que padecen de hemofilia.

Otro de sus beneficios que ha sido descubierto muy recientemente es el gran beneficio que aporta en la reducción de manchas en la piel, principalmente los melasmas los cuales pueden ser ocasionados por una serie de diferentes factores. En el campo de la dermatología está siendo utilizado combinado con otros tipos de procedimientos produciendo efectos muy positivos en el campo.

Riesgos

Los principales riesgos que existen con el uso del ácido tranexámico son los siguientes:

Escrito por Gabriela Briceño V.
WhatsappTwitterFacebook

¿Cómo citar este artículo?

Briceño V., Gabriela. (2021). Ácido tranexámico. Recuperado el 21 septiembre, 2022, de Euston96: https://www.euston96.com/acido-tranexamico/

Recomendado para ti