Química

Niobio

El niobio es un elemento químico número 41 perteneciente a los metales refractarios del Grupo 5 de la tabla periódica. El niobio es un metal extraño, blando, maleable, dúctil, y de color gris-blanco. Es muy utilizado en aleaciones, herramientas, troqueles e imanes superconductores. El niobio está estrechamente asociado con el tántalo en los minerales y en sus propiedades. Su estructura es cristalina y en sus propiedades físicas y químicas se asemeja al tántalo. Debe colocarse en una atmósfera protectora cuando se procesa incluso a temperaturas moderadas porque tiende a reaccionar ante el oxígeno, carbono, halógenos, nitrógeno y azufre. El metal es inerte a los ácidos, incluso al agua a temperatura ambiente, pero es atacado por ácidos calientes y concentrados, y especialmente por los alcalinos y por agentes oxidantes.

Niobio
  • Símbolo: Nb
  • Número atómico: 41
  • Grupo: 5

¿Qué es el niobio?

El niobio es un elemento químico de la tabla periódica de los elementos. Está ubicado en el grupo 5 que pertenece a los metales alcaloides. Es un metal que reacciona ante el oxígeno, carbono y nitrógeno y es inerte a los ácidos.

Características del niobio

Historia

El origen del niobio proviene de la mitología griega. Según el mito, Níobe, hija de Tántalo, se petrificó con su propio llanto luego de que sus hijos murieron y por esta razón le bautizaron niobio. En al año 1734, John Winthrop descubrió un mineral en Massachusetts, Estados Unidos y decidió enviarlo a Inglaterra donde se expuso en el museo británico hasta que fue analizado y estudiado por el químico inglés Charles Hatchett. Después de varios análisis, Hatchett llamó al nuevo elemento columbio en honor a Columbia. En 1809, el físico inglés William Hyde Wollaston hizo una comparación del elemento con otros llegando a la conclusión de que era diferentes y le llamó tantalio. En 1844, Heinrich Rose, un químico de origen alemán, trabajó con muestras de tantalita y columbita y los separó en formas ácidas, a las cuales llamó ácido nióbico y fue años después que el químico Jean Charles de Marignac aisló el niobio metálico calentando cloruro en una atmósfera de hidrógeno.

Quién descubrió el niobio

Fue encontrado en Massachusetts por John Winthrop, y catalogado como un material extraño, por lo que se envió a Inglaterra. En 1801 el químico inglés Charles Hatchett lo analiza y le llamó Columbio. Sin embargo, pasados algunos años otro estudioso, el fisicoquímico inglés William Hyde lo comparó con otros elementos y determinó que era Tantalio. Tiempo después, el químico y minerólogo alemán Heinrich Rose cambió su nombre a Niobio y finalmente en 1949 la Unión Internacional de Química Pura y Aplicada (IUPAC, por sus siglas en inglés) lo denominó oficialmente: Niobio.

Propiedades

Se encuentra en forma de metal y se puede convertir en un superconductor a temperaturas de criogenia. Estas propiedades de conducción dependen también de la pureza del metal, pues si es muy puro, será más blando y dúctil. Cuando es expuesto al aire a temperatura ambiente adquiere un tono azulado. Es resistente a la corrosión, tiene características de superconductividad y puede llegar a formar capas de óxido dieléctico. Es un elemento muy común que se encuentra en la superficie de la tierra y se encuentra de forma libre dentro de la naturaleza.

Para qué sirve el niobio

El niobio es un metal que puede llegar a ser utilizado como elemento de aleación en algunos tipos de aceros inoxidables y en otras aleaciones no férreas. Estas aleaciones son bastante fuertes y resistentes y a menudo se emplean en la construcción de tuberías. También pueden llegar a ser utilizados en los siguientes campos:

 Dónde se encuentra

El niobio puede ser encontrado en la naturaleza, por ejemplo, en minerales de columbita, y se ubica principalmente en regiones de países como Brasil, Canadá, Nigeria y Rusia.

Escrito por Gabriela Briceño V.
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti