Medicina

Músculo liso

El cuerpo humano está también formado por una gran cantidad de músculos. Estos son un tipo de tejido que se encuentra compuesto por fibra muscular la cual se contraer en el momento en que se realizan los diferentes movimientos del cuerpo. En total, se pueden encontrar un total de 656 músculos y existen varios tipos de ellos. Uno de ellos es el músculo liso los cuales funcionan sin ningún tipo de estímulo que sea voluntario.

¿Qué es un músculo liso?

Un músculo liso es aquel que está conformado por células que únicamente tienen un núcleo y que además, se puede contraer sin que exista algún tipo de estímulo externo provocado por el ser humano.

Características del músculo liso

Entre sus principales características mencionamos las siguientes:

Tipos

Existen dos tipos diferentes de músculos lisos, uno de ellos es el tejido muscular liso unitario. En este tipo de músculo las fibras no logran encogerse voluntariamente y está formado por una serie de ellas que se pueden retraer gracias a la presencia del sarcolema. También posee varias membranas que pueden estar conectadas entre sí y se puede encontrar en la mayoría de las vísceras corporales como el útero, vasos sanguíneos y tracto gastrointestinal.

El otro tipo de músculo liso es el multiunitario el cual se encuentra compuesto por una serie de fibras musculares las cuales se encuentran apartadas de sí mismas gracias a las glicoproteínas y al colágeno. Este tipo de músculo lo observamos en los folículos de los cabellos y en el músculo del iris por ejemplo.

Función del músculo liso

Son muchas las funciones que desempeña dentro del cuerpo humano el músculo liso y éstas dependerán siempre de la actividad que deba de realizar. Una de sus funciones es la de evitar que la sangre pueda llegar a coagularse y además, es uno de los medios por los cuales la sangre puede ser transportada. Interviene también en la producción de óxido nítrico el cual resulta fundamental para el adecuado crecimiento de las células.

Otra de sus importantes funciones se encuentra en los intestinos pues es el encargado de hacer que todo el trabajo digestivo y los movimientos sean realizados como por ejemplo el peristaltismo, la agitación y la relajación. También se encuentra recubriendo los bronquios y los bronquiolos y gracias a esto, el aire puede ser llevado hasta los pulmones. También participa en las contracciones que sufre en útero en el momento del parto y gracias a este músculo, el útero tienen la posibilidad de poder contraerse para albergar el embrión humano durante el proceso de la gestación regresando a su tamaño normal luego del proceso.

Estructura

El músculo liso cuenta con una estructura formada por células uninucleadas, las cuales se caracterizan por ser delgadas y también fusiformes. Sus longitudes pueden variar y además, se encuentra inervado por el sistema nervioso autónomo el cual lo hace contraerse de forma involuntaria. Dentro de su estructura también se encuentran una serie de filamentos finos y gruesos que se unen a la membrana plasmática. Su forma es más irregular y posee también filamentos de actina los cuales se ubican diagonalmente.

Contracción

La contracción de los músculos lisos se da gracias al aumento en la concentración de los niveles de calcio intracelular. Esto sucede cuando, luego de que la célula recibe una señal de tipo nerviosa, los niveles de calcio que hay en el interior del citoplasma se elevan induciendo la producción de la fosforilación de la miosina, cuando esto sucede, las células se desplazan horizontalmente unas sobre otras, acercándose y produciendo al mismo tiempo una reducción en el tamaño y el diámetro, agrandando o disminuyendo el tamaño del vaso sanguíneo o del tubo digestivo.

Ubicación del músculo liso

Los músculos lisos pueden ser encontrados en las paredes de las venas y de las arterias. Además, se localizan en todos los órganos que tienen una forma hueca, con esto nos referimos a órganos como el útero, la vejiga, el estómago, los intestinos y la vejiga. En otras palabras, se puede ubicar en el sistema vascular, gastrointestinal, el sistema respiratorio, urinario, en el reproductivo y finalmente en el sistema ocular.

En que se diferencia del musculo estriado

El músculo estriado es un tipo de músculo que tiene la capacidad de poder actuar de forma completamente voluntaria por lo que el ser humano tiene la capacidad de poder controlar su intensidad y duración. Las células que se encuentran en el músculo estriado son largas, cilíndricas y además en su citoplasma se pueden observar núcleos periféricos con estrías transversales.

El músculo liso no cuenta con el tipo de morfología anteriormente mencionada, el citoplasma que contiene es muy similar al resto de las células y sus movimientos son además completamente involuntario. Su principal diferencia estructural también tiene que ver mucho con su funcionamiento. Las contracciones que sufre el músculo listo es más lenta, son de muy baja intensidad y además, tienen una duración muy larga, por otra parte, los músculos estriados tienen contracciones más rápida o lentas, pueden ser también largas o cortas por lo que su intensidad varía notablemente.

Ejemplos

Algunos ejemplos de músculo liso son los siguientes:

Escrito por Gabriela Briceño V.
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti