Medicina

Ectomorfo

Para el psicólogo americano, William Herbet Sheldon (1898-1977) cada individuo posee rasgos genéticos únicos. En ese sentido, según el psicólogo, es importante conocer su tipo morfológico y actuar en la vida en función de esta tipología. Una de estas tipologías es la de los ectomorfos, quienes son delgados por naturaleza y encuentran gran dificultad para desarrollar su musculatura.

Ectomorfo

Temas relacionados

Endomorfo, mesomorfo, somatotipo

¿Qué es ser ectomorfo?

Es un tipo de morfología que designa a una persona esbelta y cuya masa muscular no está muy desarrollada. Las personas que presentan este tipo de morfología son naturalmente delgadas y parecieran poder comer cualquier tipo de comida sin ganar peso. El inconveniente está en que tienen menos fuerza muscular ya que tienen dificultad para ganar músculos.

Definición de ectomorfo

El ectomorfo es una tipología morfológica propuesta por el psicólogo William Herbet Sheldon que comprende individuos frágiles, altos, con musculatura poco desarrollado y con una predominancia de desarrollo ectodérmico. El ectomorfo puede comer sin acumular grasas ni peso.

Este tipo de cuerpo se adapta bien a los deportes de resistencia pero si se desea trabajar la musculatura, es importante llevar una alimentación y un entrenamiento determinados.

Características

Hombres ectomorfos

Los hombres ectomorfos suelen ser altos pero delgados, presentando una apariencia delicada o frágil en ocasiones debido a que poseen huesos finos y una musculatura poco desarrollada. Algunos hombres ectomorfos famosos son Bruce Lee, Edward Norton y Brad Pitt.

Mujeres ectomorfas

Las mujeres ectomorfas se caracterizan por tener senos pequeños y caderas estrechas. Asimismo, poseen hombros pequeños y extremidades largas. Incluso cuando ya tienen una edad avanzada, al igual que los hombres, siguen luciendo figuras esbeltas. Algunas mujeres famosas ectomorfas son Taylor Swift, Jane Fonda y Cameron Díaz.

Dieta

El ectomorfo debe prestar atención a comer grandes cantidades de comida a fin de compensar las pérdidas calóricas importantes inducidas por el propio organismo que se caracteriza por muy energético.

Por otra parte, una buena forma para comer más, es racionar la comida en varias porciones. En efecto, como el organismo quema muy rápido las calorías es importante aprovechar todas las oportunidades para comer. Además, según ciertos estudios, dividir las comidas en varias tomas repartidas durante el día es una técnica muy eficaz para comer más.

Asimismo, el ectomorfo puede procurar comer más rápido ya que por lo general cuando se come más lentamente, se alcanza más rápidamente el nivel de saciedad. De hecho, según varios estudios cuando se come más lentamente, se reducen las ganas de picar entre comidas. En el caso, del ectomorfo no es el efecto que se desea lograr.

Otra medida que los ectomorfos pueden tener en cuenta para aumentar en peso, es tomar la comida en forma de líquido. Se trata de una estrategia que le permitirá comer mucho más. En ese sentido, el ectomorfo puede procurar tomar bebidas como los batidos de proteínas y los smoothies. De este modo, se puede engañar al cuerpo y consumir un mayor número de calorías.

En el mismo orden de ideas, cabe señalar que los ectomorfos necesitan comer alimentos más ricos en glúcidos y con un aporte importante en calorías. Los suplementos nutricionales son indispensables para aumentar las posibilidades de tener una masa muscular saludable.

Entrenamiento

Como la persona ectomorfa gasta mucha energía debido a su metabolismo rápido, ella debe seguir un método de entrenamiento específico de acuerdo a su tipología morfológica si desea aumentar su musculatura.

A diferencia de algunas personas que pueden entrenar casi todos los días de la semana, para los ectomorfos lo recomendable es entrenarse 3 veces a la semana con un día de reposo de por medio entre las sesiones de entrenamiento. Esto se debe a que los ectomorfos están expuestos a caer en el entrenamiento excesivo. Por esta razón, es mejor que su frecuencia de entrenamiento no sea alta.

En cuanto a los entrenamientos de musculatura, se privilegian entrenamientos cortos, de unos 45 minutos a 1 hora como máximo. Es decir, lo aconsejable son entrenamientos intensos en los cuales se harán repeticiones cortas con un tiempo más bien largo entre las series de unos 2 minutos como mínimo. Asimismo, se recomiendan ejercicios poliarticulares, es decir, ejercicios que permitan trabajar varios músculos.

Por otra parte, el entrenamiento cardiovascular se realizará muy rara vez. Podría efectuarse por ejemplo una vez a la semana para entrenar el sistema cardiovascular y eliminar las toxinas y el ácido láctico.

Ventajas de ser ectomorfo

Desventajas

Escrito por Valentina Sancler
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti