Psicología

Tripofobia

Algunas personas sienten una fuerte aversión y ansiedad cuando ven determinados tipos de patrones o formas geométricas como las burbujas en una taza de café, los hoyos en una esponja o los orificios de un queso. Se trata de una fobia diferente a otro tipo de fobias específicas como la que se siente hacia las serpientes o las alturas. Se le conoce como tripofobia, un estado que produce en quienes la padecen, una reacción emocional dolorosa cuando ven imágenes aparentemente anodinas de grupos de objeto, en partículas, huecos u orificios.

Tripofobia

Temas relacionados

Agorafobia

¿Qué es la tripofobia?

La tripofobia, es la fobia que se siente hacia determinado tipo de imágenes, como pequeños agujeros o determinados patrones geométricos aglomerados. Por ejemplo, una colmena de abejas, las semillas de lotus o las burbujas pueden causar aversión o miedo en quienes padecen este tipo de fobia.

En qué consiste la tripofobia

La tripofobia,conocida también como la fobia de patrón recurrente o el miedo a los agujeros, consiste en la repulsión extrema a ciertos patrones compuestos por figuras geométricas aglomeradas o apiñadas, particularmente como agujeros pequeños.

El término tripofobia proviene del vocablo griego «trypo» que hace referencia a perforación de agujeros y de la palabra «fobia» que significa miedo. Aunque por el momento, no se trata de una fobia registrada en los principales manuales diagnósticos, ciertos estudios han comprobado que existe el miedo excesivo a imágenes de huecos pequeños muy unidos entre sí, como los que pueden observarse en los hongos, en los callos o en las semillas de loto.

Causas

Algunos estudios se han propuesto estudiar la causa de la tripofobia y han encontrado una correlación con los animales peligrosos o venenosos. En efecto, existen animales tóxicos como ciertas serpientes o el pulpo de anillos azules que poseen en su piel agrupamientos de formas circulares. Al parecer, esta fobia sería una réplica de un instinto antiguo de supervivencia conservado por la evolución.

Los resultados sugieren así que podría haber una parte de nuestro cerebro que nos advierte si estamos frente a un animal venenoso. Así, por asociación, los objetos que comparten las mismas características visuales a estos animales pueden provocar una reacción fóbica.

Asimismo, estos estudios se basan en la hipótesis según la cual, la tripofobia sería una reacción de ansiedad exagerada, generada por la evolución y vinculada con enfermedades infecciosas y con el parasitismo. De hecho, muchas enfermedades infecciosas se manifiestan con formas redondas sobre la piel: la varicela, la lechina, la rubeola, el tifus o la fiebre escarlata. Del mismo modo, muchos ectoparásitos, producen formas redondas sobre la piel.

Sin embargo, cabe señalar que las investigaciones en este sentido deben continuar para profundizar más sobre esta fobia.

Síntomas

Las personas que padecen tripofobia presentan por lo general los siguientes síntomas en mayor o en menor grado:

Diagnóstico

Cabe señalar que para hacer el diagnóstico de todo tipo de fobia, la misma debe poseer determinadas características, como las que se indican a continuación:

Evidentemente, en el caso de la tripofobia, el estímulo fóbico sería la presencia de imágenes con formas geométricas, en especial círculos, muy unidos o aglomerados entre sí.

Tratamiento

El principal método en el tratamiento de la tripofobia consiste en la desensibilización hacia esta fobia con el fin de restaurar un estado físico y mental equilibrado y en armonía.

Asimismo, existen métodos psicológicos de corrección y remplazo que eliminan la obsesión por el miedo a las imágenes que producen la tripofobia. Por ejemplo, se pueden alternar imágenes que tranquilizan con las imágenes que contienen el estímulo fóbico. Aparentemente, esto ayuda a cambiar el pensamiento, elimina la aversión y restaura la paz mental.

Por otra parte, si el paciente padece una forma intensa de tripofobia y presenta parálisis, convulsiones, fuertes dolores de cabeza, entre otros síntomas de mayor gravedad, se le prescribe cuidados en un centro de salud con el uso de sedantes y anticonvulsivos.

Tripofobia en la piel

La tripofobia en la piel hace referencia al temor o repulsión hacia las lesiones de la piel que poseen patrones con formas geométricas determinadas. Cabe señalar que no es algo común de ver en las personas.

Tripofobia en perros

La tripofobia en perros es una afección conocida igualmente como miasis o en el lenguaje popular gusanera. En efecto, esta condición en los perros afecta la piel del animal debido a la presencia de larvas o gusanos. La persona que sufra de tripofobia tendrá serias dificultades en atender a su perro si este llegara a padecer dicha enfermedad, ya que no soportaría la imagen del tejido del animal, afectado por los gusanos.

Escrito por Valentina Sancler
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti