General

Anticiclón

En nuestro planeta existen fenómenos meteorológicos vinculados con la presión atmosférica y la circulación de las masas de aire. Uno de estos fenómenos es el ciclón o borrasca, en el cual las masas de aire giran en una dirección a grandes velocidades, produciendo una situación climática poco favorable para el ecosistema y que se caracteriza la baja presión atmosférica. Ante este tipo de eventos ambientales, también existe su contraparte que es el anticiclón, un fenómeno que permite tener un clima despejado y sin precipitaciones pero que igualmente puede afectar al ecosistema de otras formas y en el cual hay altas presiones.

Anticiclón

Temas relacionados

Isobaras

¿Qué es un anticiclón?

El anticiclón es un término meteorológico que alude a un fenómeno de tipo atmosférico en el cual, la presión atmosférica es superior a la del aire circulante. En el anticiclón, el aire circulante, gira en dirección opuesta al hemisferio en el que se presente. Este fenómeno atmosférico permite que el tiempo esté despejado de nubes y no se den precipitaciones. Los anticiclones se desplazan bajo la influencia de la rotación de la tierra, de las estaciones o de los relieves, provocando así, cambios meteorológicos.

Es producido por la circulación opuesta del aire en relación a la dirección del hemisferio en el que se encuentre. Esto produce cambios en la temperatura y en el clima donde este se manifieste, generando climas secos, soleado o muy fríos y con cielos despejados.

Su nombre se da porque estos van en sentido contrario a los ciclones o borrascas.

Historia

Tiene una historia cíclica ya que este fenómeno, se repite de forma irregular todos los años como efecto de los cambios de presión y del movimiento de las masas de aire.

Los cambios climáticos y el deterioro ambiental han generado efectos en el comportamiento de los anticiclones extendiendo algunas veces su duración e intensidad.

¿Cómo se origina el anticiclón?

Se origina con una alta presión atmosférica. El aire desciende sobre el suelo desde las altas capas de la atmósfera generando un fenómeno denominado subsidencia.

El desarrollo de una circulación de aire de tipo anticiclónica lleva por nombre anticiclogénesis y según como ésta sea, se clasifican los anticiclones como cálidos o fríos.

Efectos

Los anticiclones generan algunos efectos meteorológicos en las zonas en las que se presentan, tales como nieblas, heladas, mayor contaminación, cielos despejados e incluso dolores de cabeza. Todos estos efectos se dan en los hemisferios norte y sur del planeta alterando la temperatura y el movimiento de las masas de aires en ambos espacios.

Representación

Los anticiclones son representados en los mapas con líneas que unen los puntos de igual presión llamadas isobaras.

Los mapas de isobaras muestran la representación gráfica del comportamiento del anticiclón sobre los espacios que abarque este fenómeno.

Ejemplos de anticiclón

En diferentes partes mundo se han presentado muchos tipos de anticiclones con características muy específicas.

A continuación se presentan varios tipos de anticiclones.

Anticiclón de Siberia

Este fenómeno meteorológico se produce en Eurasia en gran parte del año y se caracteriza por ser una masa de aire seco y frio con temperaturas que pueden llegar a -60 °C. Es el más fuerte del hemisferio norte y es el responsable de frio invernal severo y la condiciones secas de Siberia.

El tiempo de inicio de este se da en agosto, toma fuerza en diciembre y continúa hasta finales de abril.

Subtropical

En la zona subtropical se generan grandes anticiclones, alargados, que tienden a destacarse en la distribución media de presiones en cualquier mes. Estos anticiclones son estacionarios o se desplazan muy lentamente.

Existen dos anticiclones en la zona subtropical. Estos son el de Azores y el del Pacífico

Dinámico

El Anticiclón dinámico se origina con el descenso de una masa de aire que es empujado a la superficie de la Tierra por la advección en la zona elevada. En este tipo de anticiclón el clima es caluroso, seco y soleado.

Anticiclón del Atlántico Norte

El anticiclón del Atlántico Norte también conocido como el anticiclón de Azores es un anticiclón dinámico situado en las islas portuguesas de las Azores. Este fenómeno presenta un clima seco, soleado y caluroso en las estaciones de verano y puede extenderse su influencia en otoño, primavera e incluso en invierno. El centro de este suele ubicarse en el centro del mar Cantábrico provocando inviernos secos y desplazando los ciclones existentes.

Anticiclón del Pacífico Sur

Este anticiclón es el producto de la alta presión, la circulación de las masas de aire del sur al norte que recogen la humedad existente, transportándola a las costas donde se condensan generando nubes bajas en los meses de mayo a octubre con alto contenido de humedad en la atmosfera.

Escrito por Valentina Sancler
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
WhatsappTwitterFacebook

Recomendado para ti